on Leave a Comment

Cosas con las que no debería de jugar tu perro


Los perros necesitan jugar, el juego es parte importante en la educación de nuestro perro. Jugar con él es una de las mejores maneras que existen de unirnos a nuestra mascota. Es un momento distendido en el que nos relacionaremos con nuestro perro de otro modo. Muchas veces, para hacerlo necesitamos el uso de juguetes que le ayuden a desarrollar sus facultades tanto físicas como mentales. Para ello existen en el mercado muchos juguetes especiales, aunque hay personas que echan mano de lo primero que pillan, esto puede ser un grave error, ya que puede ser perjudicial para la salud de nuestro perro.

perro labrador

En el mercado podemos encontrar diferentes variedades de juguetes para nuestro perro. Es cierto que las ganas de jugar no se le quitan nunca, por lo que debemos adaptar los juguetes a las diferentes edades de nuestro perro. En todas estas épocas es necesario que cuidemos al máximo que los utensilios de juego sean los adecuados, ya que aunque parezca que nuestro perro puede soportar todo no es así, pues puede dañarse si le dejamos disfrutar de un juguete inapropiado. En el caso de los perros labradores no es diferente, ya que como cachorros y de mayores, el perro labrador suerle ser un perro juguetón.

Juguetes inapropiados que solemos ofrecer a nuestro perro

Dentro de los juguetes improvisados que solemos utilizar para entretener a nuestra mascota vamos a destacar las ramas de árbol y piñas secas que encontramos en los parques o en el campo. Son juguetes que a nuestro perro le gustan mucho, pero debemos tener especial cuidado a la hora de elegirlos, ya que pueden tener astillas y salientes que se claven en su boca y puedan causarle heridas e incluso infecciones graves.
Los peluches fabricados para el uso humano es otro de los juguetes inadecuados más habituales que solemos dejar a nuestro perro. Este juego es el más peligroso de todos, ya que son piezas que no tienen la suficiente resistencia para que soporten las embestidas de un perro. La mayoría de ellos tienen costuras débiles que se rompen con facilidad y dejar salir el relleno que el perro puede comerse, además, los materiales puedes resultar tóxicos si un animal los ingiere, provocando diarreas y vómitos. Lo mismo pasa con las pequeñas piezas como ojos, garras… que suelen ser de plástico y si se desprenden pueden causar daños en su estómago.


cachorro de labrador

Otros juguetes que son inapropiados para nuestro perro son las hojas de papel, embalajes de cajas, porespan… Todos estos utensilios son de gran atractivo y representan una tentación muy fuerte para nuestro perro, ya que son fáciles de morder y los puede manipular con total normalidad. A pesar de ello estos utensilios tienen una función, y no están diseñados para que un ser vivo se los lleve a la boca, ya que pueden contener sustancias tóxicas para el animal que pueden provocar un efecto negativo en él, que se verá agravado si son ingeridos y tragados.

Las pinzas de la ropa y demás objetos cotidianos de plástico suelen ser muchas veces el juguete de nuestra mascota, y es que estos aparatos son rígidos, y por lo tanto no son aptos para ser masticados, pues la presión del mordisco lo que hace es partirlos en trozos que pueden resultar nocivos para el animal. Estos trozos suelen ser puntiagudos y pueden clavarse con facilidad en encías, boca, garganta, e incluso hacer daño al aparato digestivo si son ingeridos por el animal.

adiestrar perro

Evitar los juguetes inapropiados en todo momento

Para evitar que nuestro perro juegue con este tipo de utensilios que lo único que pueden hacer es poner en peligro su salud debemos evitar que tenga acceso a ellos dentro de casa. Tener mucho cuidado donde colocamos la basura y los utensilios de plástico para que no pueda acceder a ellos, lo mismo que los plásticos y embalajes que nos sobren. Evitar comprar juguetes para niños aunque den apariencia de sólidos y difíciles de romper, ya que las mandíbulas de un perro son muy fuertes y pueden romperlos de cualquier manera.

Comprar juguetes pensados y creados especialmente para los perros es lo que debemos hacer, ya que éstos aguantarán la fuerza de sus mandíbulas. A la hora de comprarlos es necesario que nos fijemos en el tipo de perro para el que están diseñados. La edad para la que se prescriben y el tipo de juego. Es importante que tengamos en cuenta que además estos juguetes están pensados para estimular su inteligencia y mejorar su respuesta frente a diferentes situaciones.

Como véis estos consejos para jugar con tu perro no solo son para los perros labradores sino que son genéricos para casi todos las razas de perros. Esperamos vuestros consejos y opiniones.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Con la tecnología de Blogger.